sábado, 20 de marzo de 2010

La mansión de los Leones


Esta casona de estilo francés, cuenta con pasadizos secretos y misterios; esta casa se halla en Montes de Oca, 140 y fue propiedad de Eustaquio Díaz Vélez, un hombre fascinado por los leones. Tal era su pasión que los criaba y andaban sueltos por el jardín de la mansión.

Durante la fiesta de compromiso de su hija, uno de los leones mató al pretendiente de ésta. La hija, totalmente hundida, se suicidó.

Eustaquio Díaz decidió deshacerse de todos los leones pero antes pidió que tallaran sus cabezas en las arcadas de la mansión.

Aun así se dice que las pareja de fantasmas se pasea por el jardín de vez en cuando, por las noches entre los leones de piedra y los vestigios de sus oxidadas leoneras.